Compartir

SANTO DOMINGO. Al menos siete embarcaciones faltan por retirar de los ríos Ozama e Isabela como parte del cumplimiento de la Resolución 13-16 que emitió el Ministerio de Medio Ambiente, y que estableció un plazo de tres meses para salida de los barcos que contaminan.

Aunque el plazo venció el 1ro de enero de este año todavía quedan embarcaciones, cuyos propietarios no han acatado la resolución.

El pasado 23 de enero, el Ministerio de Medio Ambiente envió una comunicación al director de la Autoridad Portuaria Dominicana, Víctor Gómez Casanova, mediante la cual le solicita el retiro de las restantes embarcaciones.

Menciona entre ellas los barcos “Máxima”, “Midnight Express I”, “Midnight Chief”, “Don Félix”, “ Hung Yih 212Q”, “Fénix” y ”Libertad”.

En la carta, el ministro Francisco Domínguez Brito indica que hace la solicitud: “Debido a que la empresa Metales Antillanos ha incumplido los plazos establecidos para la conclusión de los trabajos destinados a la reparación y retiro de dichas embarcaciones de la margen del Río Isabela”.

A principios de enero, Metales Antillanos elevó un recurso de amparo ante el Tribunal Superior Administrativo con la finalidad de suspender el retiro de los barcos. Sin embargo el ministro Domínguez Brito, dijo en esa ocasión, que ese recurso no impedía que se cumpliera la Resolución 013-2016.